Medio Centro

11 enero 2008

La Copa, esa competición que solo le importa al campeón


En estos días de entre semana de enero se está aprovechando para disputar los octavos de final de la Copa del Rey. A esta ronda se ha llegado después de unos dieciseisavos que han pasado casi desapercibidos para la mayoría de los seguidores. Disponer la ida de las eliminatorias mientras los jugadores internacionales de los equipos estaban concentrados con sus respectivas selecciones parece una idiotez. En ese día solo se disputaron unos cuantos partidos, a los cuales se les dio mucha menos importancia que a los encuentros internacionales, como es lógico. Y digo que es lógico porque ver a los suplentes del Zaragoza contra el Pontevedra, o a un patético Valencia pasarlo muy mal contra el Real Unión de Irún, pues es menos interesante que cualquier partido de selecciones. Es cierto que en el fútbol actual los jugadores deben aguantar una sobrecarga de partidos que puede llegar a afectar seriamente su rendimiento y condición física, por lo que los entrenadores se ven obligados a darle minutos a los menos habituales en estas rondas de la Copa, para que los titulares puedan reponer fuerzas para el siguiente compromiso liguero.
Curiosamente este año es en el que han llegado más equipos de los teóricamente importantes a esta eliminatoria, pero casi todos aprovechan para poner a suplentes, como he comentado. No ha sido el caso del Sevilla – Barcelona, dos rivales de entidad en la Liga que tenían que poner todo lo que tenían sobre el césped si no querían verse superados por su rival. El resultado, un partido típico de Copa, con muchas ocasiones, con mucha intensidad, con mucho ritmo y que como suele pasar, no tuvo muchos goles, 1-1, uno de ellos, el de Henry, de maravillosa ejecución, merece la pena verlo.
El Atlético de Madrid aparentemente quiere lograr este año su décima Copa del Rey, pero sus suplentes no han dado la talla contra el Valladolid y sólo han sacado un empate sin goles en el Calderón. Peor aún ha sido la actuación de los jugadores del Real Madrid en su visita al Ono Estadi de Mallorca. Disponiendo un equipo en el que no habían muchos suplentes (Dudek, Salgado, Higuaín y poco más), ha salido derrotado claramente por un Mallorca que, sin hacer mucho, ha creado varias ocasiones para que la eliminatoria estuviera casi sentenciada. A eso se unía la poca pólvora que tenían los merengues arriba, con Raúl y Robinho desaparecidos, Guti y Sneijder que no se enteraban de la película y sólo Higuaín intentaba hacer algo, además de que marcó el gol del empate momentáneo con una fenomenal volea.
El Valencia, por su parte, ha optado por resarcirse en la Copa de los malos resultados de la Liga, a costa de un Betis que ha tirado el torneo a las primeras de cambio. Con un Joaquín estelar como delantero centro, el equipo ché deja prácticamente sentenciado su parse a cuartos (1-2). El que también ha dejado el trabajo hecho es el Getafe, que le metió un 3-0 inapelable al Levante, que no levanta cabeza. Bilbao y Español han dejado todo para la vuelta, aunque el empate a un gol da ventaja a los periquitos. La anécdota de este partido fue la intención del entrenador de los leones, Joaquín Caparrós, de estrechar el campo, algo que Ernesto Valverde, entrenador del Español y el árbitro no permitieron. El Zaragoza también empató en casa contra el Racing a un gol, pero fue superior a su rival y solo vió como le empataban cuando el colegiado señaló un inexistente penalti de Sergio Fernández que transformó Garay. El defensa maño fue, además, expulsado en esa acción.
En fin, hasta aquí la ida de los octavos de final de la Copa del Rey 2008. Una competición que cada año pierde más adeptos y que su formato es cada vez menos atractivo. Es esa competición que solo importa al campeón, el resto se conforman diciendo: “Bah, es un torneo menor”. Pues si jugar la Supercopa y clasificarse directamente a la UEFA es un mal premio, no sé que quieren tener.

PS: Como seguidor madridista, no he visto nunca ganar al Real Madrid una Copa del Rey. La última vez que alzaron el torneo del KO, un servidor correteaba por su casa con 4 años de edad. Así que es una competición que me hace mucha ilusión que gane mi equipo, espero que remontemos al Mallorca y ganemos la Copa

Anuncios

8 enero 2008

Del 16 al 9 de un salto

El Real Murcia se ha visto favorecido en esta jornada por los resultados de sus más inmediatos rivales que ha ascendido siete puestos después de lograr la victoria ante Osasuna por 2-0 con goles de Goitom y Abel, de penalti. Era algo que el equipo grana se venía mereciendo desde hace varios partidos ya que, consiguiera el resultado que consiguese, no conseguía nunca despegarse de los equipos de atrás. Como el día de la victoria contra el Racing (recordar que el Murcia ha conseguido 7 puntos de los últimos 9 disputados, habiendo ganado sus dos encuentros como local más recientes). Tras ese partido, en el que los pimentoneros rompían una racha de siete enfrentamientos sin ganar, mantuvo la distancia de un punto sobre el Betis que tenía la jornada anterior. Y tras el punto de San Mamés, el Murcia vio como los verdiblancos también empataban con el Valladolid, y el Deportivo ganaba en el Ciudad de Valencia al casi desauciado Levante. Pero el triunfo ante Osasuna ha abierto una brecha importante de cuatro puntos con el Betis, el primer equipo del descenso. Además, ha conseguido colocarse 9º, por delante de rivales importantes como Zaragoza, Mallorca o Getafe. Aunque esta situación en la tabla no debe servir para relajarse y tomarse con más calma los próximos partidos, porque la clasificación está muy apretada y puede perder la diferencia de un plumazo. Teniendo en cuenta que el Barcelona y el Zaragoza son los siguientes rivales y además lejos de Nueva Condomina, nos da a pensar que pronto perderemos esta diferencia, o no, ¿quién sabe con esta Liga tan loca? Después habrá que ganar como sea al Levante para enfrentarnos a Atlético y Villarreal con ciertas garantías previas. Por ahora, el Murcia ya ha sumado más de la mitad de los puntos necesarios para salvarse y ha conseguido el mismo número de victorias -5- que en su última aventura en Primera. Esperemos que el buen momento continúe por mucho tiempo… y les demos por el culo a los culés.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.